la unica diferencia entre la realidad y la ficción es que la ficción debe ser verosímil .- mark twain


mis padres fueron radicales, yo soy peronista, lo de progre vino por default. no entiendo la gracia de guardar secretos, nunca pude hacerlo; siempre lloro en todas las sesiones con mi analista así no siento que desperdicio 300 pé.

dos referencias básicas a la
hora de leer el blog: isidora es mi gata e inés mi psicóloga. con ellas conformamos el triángulo isóceles que perpetúa mi desequilibrio interior. y mis amigos, claro, protagonistas estelares de los numerosos diálogos que rellenan este blog. y mi mamá y mi papá que son los culpables de todos mis problemas emocionales (gracias freud).
que les sea leve, pues.


la vida no es como uno quiere. es como es (mirta legrand)

Buscar este blog

dijo de belén el caricaturista historiador bobrow: "el idiolecto de la autora de este blog asume todos los tópicos culturales más políticamente incorrectos de occidente sin por ello asumir su carga ideológica".

jueves, 28 de febrero de 2013

después no te quejes, eh

me miraste, así como me mirás vos.
detesto esas miradas de complicidad que se dan entre ustedes y que después posan en mi.
y las risitas seguidas de la pregunta que se que se viene, que ya escuchaba antes de que abrieses los labios.
otra vez me preguntaste por él.
me hice la tonta, y te dije que basta, que nada, que era un amigo desde hace mucho tiempo, que no había nada.
te reíste otra vez. me dijiste que este era de los buenos, de los que se enamoraban.
me hiciste poner colorada, pero lo negué otra vez.
tengo muchos amigos, te dije.
si, claro, me dijiste, pero no como este.
me reí con vos. te dije que no es que fuese brad pitt.
te reíste. me dijiste que no, claro. pero que este difería de los demás.
¿ah, si?, te pregunté. en que te basás.
te reíste como tonta. me baso, dijiste lentamente, como si le hablases a un menor de edad que no entiende del todo lo que le decís, en que este cree que tiene oportunidad.
sonreí de costado y miré para el otro lado. te dije que no dijieses pavadas.
no son pavadas. cree que tiene oportunidad; es lo que lo diferencia de todos los otros. los otros saben que no salen de donde los encastraste, pero este está esperando la definición. no quiere hacer un movimiento en falso. sabe que está en la cuerda floja. y te reíste.
me sentí una adolescente boluda, poniéndome colorada. no digas pavadas, te repetí.
este chico es de los buenos, como dice una amiga mía,  insististe.
no me gusta, en serio, te dije, y te miré seria, para que me creyeses.
ya te va a gustar. es solo cuestión de tiempo, vas a ver.
 yo quiero alguien que me haga dar vuelta el corazón, que lo vea y me muera de amor.
esos no aparecen seguido, y suelen ser un fiasco, me dijiste, mirándome como si fueses tanto mas mayor que yo, como dándome consejo.
te sonreí.
ambas sabíamos que si. que no. o sea, que si pero no.
te digo la verdad, le dije. yo estaría con el, pero ahora porque no hay nada. no seria convencida. ¿y después?
no, me dijiste. el se merece mas que eso. este es de los buenos.
por eso te digo.
ademas te quiere. se le nota.
jaja, paráaa.
se, le encantás. vos porque siempre estás mirando para el lado equivocado.
vos porque sos como h.-; me ven enamorados por todos lados. y acá sigo.
te reíste con esa risa linda, tan tuya. me  guiñaste un ojo. si, claro. y el te sigue desde atrás. está esperando su oportunidad, te está midiendo. no te descuides que en cualquier momento salta. y ahí, querida, te quiero ver, eh. y voy a poder decirte que yo te avisé.

miércoles, 27 de febrero de 2013

breviarios de (des) amor

ayer a la noche volví a gimnasia.
estaba medio triste, medio enojada.
me sentía fea gorda gorda fea fea gorda.
pasé por un local que vendía comida. sentados en la entrada había un par de pibes tomando una cerveza. el calorcito que acentuaba mi mal humor les generaba un clima propicio para eso. tendrían unos veinti pocos. en cuanto notaron que me acercaba se me quedaron mirando. nerviosa, aceleré el paso y bajé la vista. al pasar al lado, uno silbó suavecito y soltó:
¿donde andabas petisa? desde diciembre no te veía. pensé que habías dejado el barrio y me habías abandonado.
cuando le sonreí el morochón me devolvió el gesto mostrando todos los dientes blancos, blanquisimos, haciendo contraste.

a la vuelta, ya sin cerveza, me lo encontré solo sentado en el zaguán.
te estaba esperando princesa, retrucó, vení, sentate conmigo que transpiradita me gustás más.
le volví a sonreír y seguí mi camino reconciliada con la existencia. no había hecho mas de diez pasos cuando escuché que me gritó:
bueno, pero ahora que nos sonreímos, tengo como mas chances, ¿no?

encuesta Nº2: ¿tenés fantasías homosexuales?

después del éxito arrollador de la encuesta Nº1 (?) hoy traemos la encuesta Nº2.

hoy, en la sección "quiero saber que tan normal soy con mis gustos sexuales por medio de una encuesta" (a su derecha, señora, siga la flecha por favor) vamos con un tema fundamental en el ser humano: ------------------------------------------------>
las fantasías. 
igual todo bien, pero yo nunca tuve demasiadas fantasías. si te me caés vestido de bombero me cago de risa. o me decís de cojer en la playa y te digo que no seas rata pulguienta y me busques al menos una cama.
lo que si me genera cierto morbo, si se quiere, son las cosas prohibidas, viste. cojer cuando hay alguien en la casa, la cama de los padres, abajo de un cuadro del señor jesucristo, no se, esas cosas (?). también me encanta cojer cuando se que está MAL lo que estoy haciendo (digamos, un primo, con un amigo de años, con un casado). UN PETE EN EL CINE, CHICOS, se me acaba de ocurrir y no la probé nunca.

pero después, a la hora de fantasías que necesitan mas despliegue.... mmmm.... cero, niente, nada. realmente no me excita verte vestido como un boludo, lamento decirte. nada que me desconcentre de mi objetivo original, porque si me entro a reír cagamos la fruta, viste, ya no hay forma de remontarla. tampoco intentes bailar y desnudarte al unísono  a menos que seas, no se, piquin, estás quedado como un retardado. ni siquiera me excita el tema de los lugares locos: al aire libre, o en la terraza, o en un ascensor (¿parados? ¿de verdad?), ni que decir en un auto (ya estoy grande para esas cosas, eso lo hacía en un reno 9 a los 16). y, POR FAVOR, TE PIDO, (esto es un llamado a la solidaridad) no le pongas nombres ridículos a tu pito.

pero la encuesta de hoy tiene por finalidad el tema de las fantasías homosexuales.
¿las tuviste, las tenés, las llevarías a la práctica?
las opciones:
a) si, y soy re macho y me la banco
b) si, y soy nena
c) no, que espanto, yo no soy puto
d) ¿fantasías? ¿qué es eso?


yo, como ya saben, soy lo mas heterosexual que existe y así de mal me va en la vida. voté no, que qué espanto, yo no soy puto.
¿y ustedes? ¿qué tan putos son?


comentario aparte merecen los datos de la primer encuesta.

muy importantes
  20 (27%)
relativamente importantes
  21 (28%)
me chupa un huevo
  28 (38%)
solo tengo un huevo, no puedo opinar
  4 (5%


votaron 75 personas (hijos de puta, entran mas que el doble, voten, no sean conchudos, que les cuesta) y estoy ENOJADISIMA con ustedes.

onda, el 55% considera que chupar los huevos es entre muy y relativamente importante. ¿qué les pasa? ¿no leyeron mis indicaciones? ¿les hace gracia ir en contra de las ideas politico religiosas de la autora?
manejense, loco. asi no va. portense bien.

martes, 26 de febrero de 2013

inés se pone agresiva o no, mejor no

hoy inés me atendió de mal humor. me imaginé que estaba teniendo un mal día, porque además me atendió quince minutos tarde, lo que nunca. no me sonrió; se sentó y esperó cinco minutos en silencio que empezara a hablar. y yo, la verdad, estaba medio en la mia. usé esos cinco minutos para pensar que que pelotuda que era y que habiendo tanta gente con problemas serios, de verdad, yo tenía estos problemitas boludos y iba a la psicóloga y me dio un poco de asco de mi misma. y después pensé que pobre inés, tener que estar escuchando las boludeces de pendejas boludas como yo, que no les pasa realmente nada mas que somos una manga de pelotudas progres insatisfechas. y me di un poco de verguenza.

belén.- estuve mal el finde. después se me pasó, creo. es como que cristalizó todo lo que habíamos hablado la otra vez... como que quedó dando vueltas sin que me diese cuenta en el cerebro y de repente hizo boom. y estuve un par de días mal. pero después se me pasó.
inés.- ¿por qué estuviste mal?
belén.- por lo de siempre. soy una goma inés, me da cosa decirte siempre lo mismo.
inés.- (exasperada) ¿por qué te preocupa tanto como te vean los demás?
belén.- ...
inés.- o sea, estás acá para hablar de lo que te pasa y te preocupa que yo piense que seas pesada. te das cuenta de lo absurdo, ¿no?
belén.- no... o sea... si, me preocupa ser goma para la gente que quiero, pero que se yo, esto lo hablamos miles de veces y por eso...
inés.- se hablará las veces que lo necesites y listo.
belén.- bueno, pero lo que yo quiero decir...
inés.- qué, belén, qué querés decir.
belén.- no, que... que me agoto a mi misma...
inés.- bueno, yo creo que tu tema es la queja, viste. que haces con eso. mucha queja...
belén.- ¿eh?
inés.- si. te preocupa ser parecida a tu papá, bueno, eso es natural, nos pasa a todos. el tema es el rasgo de la queja, me parece, que aparece en ambos...
belén.- no entiendo que tiene que ver con lo que veníamos hablando.
inés.- no se, asocié.
belén.- el tema es que me da verguenza ser así...
inés.- ay belén, la verguenza es un sentimiento muy infantil. desde que empezaste a venir te escucho decir que te averguenza esto, y aquello y lo de más allá. basta con la verguenza, tenés que ser adulta. cortala.
belén.- ....
inés.- y otra cosa también. este temita tuyo de que te da verguenza, creo que se ve mas en el hecho de esa tontería tuya de no pedirle nada a nadie. eso de nunca pedir.
belén.- vas como muy rápido.
inés.- nunca pedís belén. no pedís ayuda, ni trabajo, ni tenés ninguna iniciativa para salir con los tipos, ni nada, tenés terror a pedir cosas, a avanzar, a expresar deseo, no se cual es el tema. hacer todo sola no es algo de lo cual enorgullecerse, es mas bien un defecto, una idea de omnipotencia bastante desagradable.
belén.- ¿eh????
inés.- es necesario que lo reveas... esto de sentir que podés hacer todo sola y que no necesitás a nadie...
belén.- pero eso viene muy de mi casa, en mi casa nunca se le pedía nada a nadie... igual lo mio no tiene que ver con la omnipotencia ni en pedo...
inés.- bueno, si te vas a poner en negadora yo no puedo eh.
belén.- ....
inés.- ...
belén.- estás como un toque agresiva.
inés.- ...
belén.- si querés te explico porque no pido ni tomo la iniciativa nunca.
inés.- a ver.
belén.- porque tengo miedo a que me digan que no. entonces prefiero no pedir, para que no me digan que no, para no frustrarme. si pido trabajo, si le digo a un pibe de salir, si le pido ayuda para algo a alguien, se que hay posibilidad del no y prefiero evitarmelo.
inés.- ah, que interesante eso.
belén.- si. si no me atacás yo te digo las cosas igual, no es necesario todo eso.
inés.- perdón. o sea, es como que nadie te puede decir que no, ¿es eso? ¿entendí bien?
belén.- no es eso. me da verguenza que si pido algo o invito a alguien me digan que no, es el tema del rechazo, lo mismo de siempre.
inés.- aja.
belén.- entonces lo evito viste.
inés.- te decís que NO siempre vos solita.
belén.- ...
inés.- ¿te das cuenta no? nadie te puede decir no. solo vos. 
belén.- ...
inés.- no aceptás el no como una posibilidad.
belén.- eh...
inés.- no aceptás noes de nadie, asique directamente te anulas.
belén.- ....
inés.- y eso se tiene que terminar eh. basta; nos vemos la próxima. chau belén.

lunes, 25 de febrero de 2013

welcome back, profe II

el mismo día, después de ESTO; ocurrió esto:

belén.- hola
juan.- hola
belén.- bueno, ¿querés elegir un tema para empezar?
juan.- si. kinesianis.
belén.- ¿qué??
juan.- kesienasismo.
belén.- ¿keynesianismo?
juan.- eso.
belén.- okey. entonces empeza desde el principio digamos, decime qué es el capitalismo, sus origenes...
juan.- eso no se, se lo de kensesianismo.
belén.- keynesianismo.
juan.- eso.
belén.- bueno. a ver.
juan.- el kensensianismo es una forma de capitalismo que se sale despues de la crisis del `29 en eeuu como salida de solución a la crisis del liberalismo clásico de antes que había viste, hubo como sobreproducción y después un crack y entonces kesiesianismo.
belén.- keynesianismo.
juan.- eso.
belén.- no, decilo bien. keynesianismo.
juan.- keynesianismo.
belén.- bien. ¿cuál es el postulado esencial? lo que lo opone directamente con el liberalismo clásico.
juan.- ah.... ehh...
belén.- ¿qué pasa con el estado?
juan.- ¿el estado? gobierna
belén.- (diosito dame paciencia) en el keynesianismo; ¿que tiene que hacer el estado, según keynes?.
juan.- comerciar.
belén.- no.
juan.- ¿como que no?
belén.- el estado keynesiano se diferencia del liberalismo clásico justamente porque sostiene que el estado es el que tiene que regular el mercado, mientras que el liberalismo dice que el mercado se regula por la oferta y la demanda y que el estado no tiene que intervenir.
juan.- ahhh si ya sabia eso.
belén.- ¿y por qué no lo dijiste?
juan.- porque vos lo dijiste primero.
belèn.- bue. a ver. pensemos en argentina. nosotros vimos la dictadura y el plan económico neoliberal que se instaura desde el 76 y que se profundiza con el menemismo.
juan.- se.
belén.- bueno. pensá en otros momentos históricos. pensa en el peronismo clásico, o si se quiere en el kirchnerismo de ahora. ¿como caracterizarías a ese tipo de capitalismo?
juan.- ¿eh?
belén.- claro. con el peronismo, o con el kirchnerismo, ¿que ves, como se comporta el estado? ¿qué tipo de capitalismo podemos decir que es?
juan.- keynesianismo neoliberal clásico.
belén.- ...
juan.- ...
belén.- te hago una pregunta, acá entre nos.
juan.- quep.
belén.- ¿sos trosko vos?
juan.- ¿eh???
belén.- nada, nada. dejá. necesitaba chequear.

domingo, 24 de febrero de 2013

se busca historia, dejar cv aquí

desde el marinero que no tengo una historia de amor, sexo, lujuria y pasión que contar. tanto es así, imaginense, que tuve que contarles una NO historia que terminó así.

ustedes me dirán que lo del marinero pasó a fines de enero y recién estamos a fines de febrero, que soy una exagerada.

y si. una exagerada, que encima es ansiosa.

pero es raro que yo no tenga algún proyecto en carpeta. p.- siempre dice que le sorprende mi capacidad para reinventarme y sacar nuevos candidatos de no se sabe dónde, se me "cae" uno (o lo caigo yo, como sea) y siempre hay un par que pueden andar en lista de espera.

pero ahora nada chicos, nada. soy una lágrima.

inés el otro día me decía que yo estoy mas preocupada por gustarle a otros que por darme cuenta de si alguien me gusta a mi. tiene razón.

b.- dice que yo estoy mas preocupada por encontrar nuevas historias que contar, que por vivirlas. también tiene razón.

el otro día hablando con a.-, él me preguntó, serio: ¿qué es lo que más extrañas de estar en pareja, belén? a lo que, irreflexivamente y sin darme tiempo a procesar la información, solté: cojer sin forro. se hizo un silencio breve. me miró, lo miré. ¿escuchaste lo que acabás de decir?, dijo. me empecé a reír: es que no lo pensé, te juro. no se por qué dije eso. se acomodó los anteojos y me dijo: justamente. ahí tenés la respuesta a todos tus interrogantes de por qué no podés tener nada que dure mas de un mes con nadie.

probablemente también tenga razón.

pero no les crean del todo a ninguno de los tres, porque les juro que yo soy una enamorada de la vida, aunque no parezca.


y es justamente por eso que colecciono historias. y si son de amor, tanto mejor, viste.




(pd: y no tiene nada que ver con nada, pero acabo de ir a ver django al cine. es impresionante, un diez, la auto superación dialéctica de tarantino, la violencia aplicada a la rectificación histórica. maravillosa chicos, no dejen de verla. uno sale como aliviado, como si hubiese estado tirando tiros y eliminando toda la mierda del mundo. las actuaciones de los 4 principales, la fotografía, el guión, la banda sonora. vayan, haganse el favor. en serio les digo).

sábado, 23 de febrero de 2013

una historia boluda IV

esta historia sin final empieza acá
sigue acá
y tiene una tercera parte acá

me arrastré con la caja como puede media cuadra más y llegué al semáforo. un pelotudo me tocó bocina. yo solo podía pensar en que soy nula para levantarme a la gente, que mierda me pasa, ¿que tengo? ¿por qué soy tan idiota?. más bocina. ¿que hago mal? ¿por qué me pasa esto? ¿porque no puedo sonreír y decir cosas normales y banales como el resto de la gente? empecé a llorar de nuevo. ¿cuál es mi problema? ¿qué somos? ¿a dónde vamos? ¿de donde venimos? ¿dios existe? la puta madre voy a matar al pelotudo de la bocina. levanté la vista para putearlo y era él, que se acercaba al cordón.

pibe.- te llevo belén.
belén.- yo puedo.
pibe.- no digo que no. pero no me cuesta nada. dale.
belén.- bueno.
pibe.- perá que bajo y te ayudo.

se bajó, subió le caja. me abrió la puerta del acompañante, me subí. me miró.
pibe.- ¿estás llorando?
belén.- es que estoy pre menstrual. (dios mio, que dijiste belén). las hormonas viste (basta, callate la boca) me ponen triste y lloro por cualquier cosa (morite pelotuda).
pibe.- ah...
belén.- mucha información.
pibe.- jaja.
belén.- sincericidio se llama.
pibe.- está bien.

arrancó.
pibe.- ¿y nunca habías venido por acá?
belén.- no.
pibe.- ah, claro.
belén.- ...
pibe.- es lindo madryn. fui una vez.
belén.- el clima nos queda. va a llover.
pibe.- ¿el clima?
belén.- para conversar. a menos que quieras decirme tu signo.
pibe.- ah jaja
belén.- yo soy de virgo, el mas aburrido del zodiaco.
pibe.- ¿ah si?
belén.- si.
pibe.- yo soy escorpio.
belén.- ah
pibe.- ¿que tal somos?
belén.- cojen bien dice ludovica.
pibe.- fa.
belén.- mucha presión.
pibe.- claro. en cambio los aburridos no.
belén.- claro. cero presión. somos un fracaso anunciado.
pibe.- sos rara belén.
belén.- ...
pibe.- yo un par de veces fui a la facultad y...
belén.- ¿fuiste a la facultad solo un par de veces?
pibe.- no, en cole. en el 71.
belén.- ahh
pibe.- fui a la utn.
belén.- ahh
pibe.- ahh
belén.- en fin.
pibe.- es acá.
belén.- bueno, gracias.
pibe.- perá que te ayudo a bajarla.
belén.- yo puedo.
pibe.- ya se que podés. te ayudo igual.
belén.- bueno.

caminé hasta la parada. me siguió con la caja.
pibe.- viste. al final tuviste delivery.
lo miré.
me miró. me guiñó un ojo.
le sonreí.
belén.- gracias.
pibe.- de nada. un gusto, cuidate las hormonas eh.
belén.- ...
pibe.- era un chiste, por lo de la menstruación...
belén.- si, noté.
pibe.- chau, belén.
belén.- chau

llegó el 71, me acomodé como pude y miré por la ventanilla. recién ahí noté que la camioneta seguía parada en la esquina. cuando el pibe se aseguró de que había subido al colectivo arrancó.

las gotas empezaban a golpetear contra el vidrio. se deslizaban lentas y morían contra el borde de la ventanilla.
no no te vayas 
                no voy a poder 
                                  por favor 
                                         quedate y llevame salvame besame cojeme casate conmigo 
                                                                                                                                       mi amor.

viernes, 22 de febrero de 2013

welcome back, profe

esta semana me reincorporé a la docencia.
ya tengo en agenda 3 jornadas pedagógicas porque a los privados les encanta romper las bolas y hacernos perder tiempo (zzzz).
pero lo más lindo, lo mejor, es encontrarnos con esos alumnos a los cuales les cambiaste la vida con todo el saber y sabiduría que les trasladaste.

belén.- ¿estudiaste?
gabriel.- si.
belén.- a ver, pasame la carpeta.
gabriel.- no tengo carpeta.
belén (presintiendo la catástrofe).- ¿y de donde estudiaste si no tenés carpeta?
gabriel.- jejeje
belén.- okey. a ver, explicame como comienza la revolución industrial.
gabriel.- ah, justo eso...
belén.- si.
gabriel.- no se si me acuerdo...
belén.- ...
gabriel.- no me gustaba mucho eso
belén.- a ver. ¿qué forma de organización política, social y económica había antes del proceso que denominamos revolución industrial?
gabriel.- ¿indios?
belén.- (no llores aunque estes premenstrual) ¿indios????
gabriel.- ahhh, no, ya se ya se. lo de la trata de personas, los esclavos siervos.
belén.- (atragantada) ¿trata de personas???
gabriel.- si, después pusieron asi las cercas tipo countrys y entonces ya los campesinos que eran víctimas de la trata se fueron a las fábricas y agarraron derechos sindicales como los del peronismo.
belén.- bueno, vamos a terminar acá. el jueves que viene si tenés ganas estudiá y sino no se, pero tratá de no venir a tomarme el pelo.
gabriel.- ¿pero cuánto me saqué profe?
belén.- un 2
gabriel.- ehhhh. ¿por qué un 2?
belén.- ...
gabriel.- si le respondí todo.
belén.- a ver. voy a invitarte a que lo reflexiones.
gabriel.- ...
belén.- ¿por qué te parece que te sacaste un 2?
gabriel.- ¿por qué no se nada?
belén.- una la contestaste bien al menos, por suerte, eso indica signos vitales en tu cerebro. tenía miedo de que te hayas dejado la masa encefálica en tu casa.
gabriel.- es mala profe eh.
belén.- no mi amor. el malo sos vos. no entendés las ganas de suicidarme que me da escucharte decir las cosas que decis.
gabriel.- jajajaja, que tonta, profe.
belén.- andá, haceme el favor, va a ser mejor para ambos.
gabriel.- jajaja.
belén.- en serio, querido puber. antes de que pierda el poco sentido del humor que me queda, fuera de mi vista.
gabriel.- pero volveré.
belén.- si ya se. no sabes lo descompuesta que me pone de solo pensarlo.

jueves, 21 de febrero de 2013

una historia boluda III

esta historia empieza acá

y sigue acá

me sonrió, lindo.
yo no sonreí. soy antipática de nacimiento, viste. me cuesta relacionarme con seres desconocidos. más si destilan facha como este. inmediatamente me hice una imagen mental de mi misma: estaba sucia, con todo el pelo atado en una colita semi desecha, con el flequillo tirado para atrás, transpirada y (atenti eh) con cara de orto porque tenia sed y hambre y queria estar en mi casa. me auto miré hacia abajo. zapatillas all star rojas mugrientas, un short de jean rotoso y una remera con un snoopy gigante. mateneme ya, pensé. y que sea doloroso, me lo merezco.

me pasé la mano por la jeta, comprobando que tan transpirada estaba. podía ser peor. me pasé el dedo por debajo del ojo, para sacarme el delineador corrido. y entonces me acordé, había estado llorando PORQUE ESTABA CERRADO Y PORQUE ESTABA LEJOS DE MI CASA SIN CRÉDITO EN EL CELULAR QUE FORRA HIJA DE PUTA SEGURO QUE ESTABA CON LOS OJOS COMO DOS COMPOTAS QUE PELOTUDA DE MIERDA.

con un gesto rápido me solté el pelo. si vamos a morir, moriremos peleando aunque sea.

pibe: ¿estás bien?
belén.- al cien por ciento.

me miró raro. yo no sonreí. porque mierda no puedo sonreirle a los desconocidos la puta que me parió.

pibe: bueno, pasá.

silencio silencio silencio decí algo copado belén silencio silencio ahora belén silencio silencio dale la puta que te pario silencio silencio

píbe: ¿de donde sos?
belén.- de madryn.
pibe: ¿madryn capital?
belén (oh no, es idiota, pobrecito): madryn a secas.
pibe: ah, capaz que eras de un pueblito cerca y por eso decías madryn como todos lo conocen...
belén.- ¿tengo cara de ser de un pueblito? (¿por qué dije eso? sonó bardero al pedo. el pibe no te conoce, sonreí belén, haceme el favor)
pibe: no. tenés como un acento leve.
belén.- ah (expresión oratoria a marzo)
pibe.- bueno, estos son los parlantes. te los abro para que los veas.
belén.- bueno.
pibe abre los parlantes. belén mira. pibe vuelve a cerrar los parlantes. belén le da la plata. pibe cierra el último parlante y los acomoda. belén se da vuelta para retirarse y de pronto, oh, dios divino, la iluminación:
belén.- ¿los podremos probar?
pibe (con cara de esperaste que los vuelva a envolver para pedirme esto a proposito) si, claro.
belén.- genial (expresión oratoria a diciembre).

pibe desarma los parlantes de nuevo. pone un pendrive. no funcionan. me mira. pone una tarjeta de memoria. no funcionan. me mira. prende el aire acondicionado.

pibe.- que raro
belén.- ....
pibe.- pera, traigo otro.
belén.- bueno.
pibe.- ¿te querés sentar?
belén.- no. quiero creer.
pibe.- ¿eh?
belén.- crecer quise decir.
pibe.- para qué, estás bien asi.
primer sonrisa de la noche. bien belén.

trae el otro parlante. este si anda.
belén.- suerte que te dije de probarlo. llegaba a mi casa y no andaba y venía acá solo a asesinarte.
pibe.- jaja. me matabas.
belén (seria): si.
pibe.- bueno. ya está entonces, ahora los guardo.

como un deja vu, volvió a cerrar todo cuidadosamente. yo lo miraba hacer.
belén.- ¿tendrás una bolsa?
pibe.- uhh... no.
belén (hello, cara de orto).- ...
pibe.- no pensé que eras tan chiquita, como te lo vas a llevar...
belén (mirame la cara orto, mirame).- ...
pibe.- ¿y si te los pongo en una caja? a ver.
va atrás, trae una caja que debía medir un metro y treinta cm (yo mido uno y medio). puso los dos parlantes adentro. los encintó. dejó espacio para mis manos.
pibe.- a ver, fijate si la podés levantar.
belén.- no te rias.
pibe.- no.
belén.- a ver.
pibe.- jajajaa.
belén.- bueno eh
pibe.- es mas alta que vos casi.
belén.- gracias por avisarme.
pibe.- bueno, esperame que cierro y salimos juntos.
belén.- ok.
pibe.- ¿el cole te deja cerca de tu casa?
belén.- no.
píbe.- uh
belén.- se.
pibe.- ¿qué estudiás?
belén.- historia.
pibe.- ¿en la uba?
belén.- si. ya me recibí.
pibe.- ¿en serio?
belén.- no, mentira.
pibe.- ...
belén.- si, en serio.
pibe.- ...
belén.- ...
pibe.- ¿y ahora que hacés?
belén.- doy clases.
pibe.- ahh, sos profe.
belén.- eso dice la gente (por dios, ¿porque digo estas cosas? levantatelo pelotuda, no lo espantes)
pibe.- pareces chica para dar clases.
belén.- pero soy mala.
pibe.- tenés pinta, si.
belén.- ... (o sea, estas siendo una perra forra antipática. tirate a un pozo belén).

salimos del lugar. el llevó la caja hasta la esquina. me miró mientras la agarraba.
pibe.- escuchame, te llevo hasta la parada.
belén.- no, está bien.
pibe.- dale belén, no me cuesta nada. no podés caminar con eso.
belén.- si puedo.
pibe.- ...
belén.- ...
pibe.- ¿estas segura?
belén.- si.
pibe.- bueno, un gusto.
belén.- chau (no no te vayas no voy a poder por favor quedate y llevame salvame besame cojeme casate conmigo mi amor)
pibe.- ...
belén.- ¿qué?
pibe.- no, nada. chau.

continuará...

encuesta Nº1: los huevos, ¿qué tan importantes son a la hora del sexo oral?

hola, como el márketing es todo (y la sed no es nada) decidí inagurar una nueva sección en este blog.

LA ENCUESTA SEXUAL. aquí a su derecha usté encontrará una encuesta en la que DEBE votar (siga la flecha para no perderse por favor) ---------------------------->

Nº1: los huevos, ¿qué tan importantes son a la hora del sexo oral?
a) muy importantes
b) relativamente importantes
c) me chupa un huevo
d) tengo un solo huevo, no puedo votar


en negrita, la opción CORRECTA (es decir, la que yo voté y ustedes deberían votar: me chupa un huevo tus huevos darling)

ustedes me dirán que este es un blog que tiene demasiadas secciones ya (muchas de ellas abandonadas) pero bueno, ya saben. soy culo inquieto y todo depende de mis ánimos del día.

pero hoy (ayer en realidad) estaba charlando con un amigo y se me ocurrió que a este blog lo que le faltan son encuestas (sexuales).

me dijeron que para tener éxito en la vida (sexo) hay que ser flexible y dinámico (teta) estar abierta (jojo) a las innovaciones (culo) y a los nuevos vientos del momento (pito).

asique me pareció que si tinelli levanta el ranking con infradotadas con tetas de plástico (sexo sexo sexo) yo podía hacer lo mismo (teta). no, no se ilusionen, no voy a subir fotos de mis tetas (sexo), pero si se me ocurrió que podíamos jugar un poco (culo) con nuestra sexualidad.

asique inauguramos esta nueva sección con la pregunta FUNDAMENTAL que se desprende de una historia personal que viví hace unos años y que ya relaté en este blog (sexo) para delicia de mis amigos que son la maldat personificada.

a mi los huevos del hombre me caen MAL.
digamos que nunca les presto demasiada atención. en realidad, si debo decirles la verdad, no soy una mina muy detallista (mala mia, pero tengo dos tetas, eso soluciona todo). pero los huevos, chicos, no se... les juro que me dan como una cosa desagradable, viste. a lo largo de todo este año que pasó me dediqué a preguntarles a mis amigos que onda. muchos pudorosos no quisieron responder (asumí que era porque les gustaba que le chupen los huevos, no había otra explicación), otros me dijeron que yo estaba en lo cierto y que los huevos estaban ahí solo para rascarselos y molestar a la hora de caminar.

asique, esto no es marketing, mentira (sexo), ni es una táctica para que el buscador del google me traiga todos los buscadores de pornografía de la internet (teta), sino que es pura curiosidad científica  voy a escribir un paper titulado: la sexualidad en la era de la posmodernidad; mitos de la historia (teta) argentina.

asique, a favor de la ciencia y de que millones de seres humanos con problemas sexuales sean más felices (ahora, hablando en serio, es increíble la cantidad de traumas sexuales que tiene la gente, y lo más gracioso es que después van por el mundo haciéndose los super capangas, una barbaridá) voten, por favor. no sean huevones, no me hagan calentar.

miércoles, 20 de febrero de 2013

una historia boluda II

esta increíble entrada sin desenlace ni final, comienza acá

cuando dejé de llorar, decidí que yo no me iba sin el parlantito.

no tenía crédito en el celular (para variar) pero había traído el numero del pibe. caminé 6 cuadras hasta encontrar un teléfono público (si, todavía existen). puse todas las monedas que encontré en mi billetera y recé para que esa cosa funcionase. funcionó. el pibe me atendió.

pibe: ¿hola?
belén.- hola, soy yo, no hay nadie.
(cinco segundos de silencio)
pibe: ¿sos la chica que venía de capital, belén?
belén, hastiada, como si fuese obvio: si. no hay nadie.
pibe: es que son las 8
belén.- estoy desde las 7 y media y está cerrado. si, soy una genia, se me acaba de ocurrir llamarte.
pibe: jaja
belén.- es que estuve dos horas en el colectivo.
pibe: bueno, esperame ahí, ahora voy.
belén.- ok.


me senté en el cordón de la vereda. se empezaron a agolpar de vuelta las lágrimas. no se por qué. si se porque, pero les va a parecer estúpido: me pone mal estar en lugares donde no se donde estoy y saber que estoy muy lejos de cualquier casa o persona que conozca. todo eso junto me pone triste y me da miedo no poder volver nunca perderme para siempre jamás y que nadie se entere porque no tengo crédito en el celular. es triste.

en eso estaba, pensando que mis zapatillas eran una mugre y que me tenía que bañar, cuando una camioneta paró al lado mio. alguien cerró la puerta y se me puso en cuclillas al lado.

pibe: ¿sos belén?
belén.- sip
pibe: disculpá que te hice esperar.
belén.- todo bien.
pibe: ¿estás muy enojada?

levanté la cabeza mientras me sacudía mi short de jean y lo miré dispuesta a decirle que si, obvio. un pibe en ojotas, con bermudas bajas que dejaban ver apenas un boxer negro y una chomba amarilla me sonreía, entre divertido y expectante. lo miré y no pude articular palabra.
                                                                                                y  si, por supuesto, obviamente
                                                                                                                             me enamoré.

martes, 19 de febrero de 2013

100.000

el blog, hoy, pasó las cien mil visitas.


para un blog cuasi desconocido como el mío y con tan poco tiempo de vida (año y medio, ponele), en una época en que los blogs han morido (y si, el 2004 fue la meca de los blogs, a partir del 2008 la papota está en youtube) y en que cuesta tanto que cualquiera gaste más de 5 minutos en leer una página en internet (y te lo digo yo, que el otro día le decía a mis amigas que con espanto noté que no puedo sentarme a ver una película entera DE CORRIDO en casa, tengo que cortar un par de veces para HACER OTRA COSA, CUALQUIER OTRA COSA) que ustedes me lean diariamente para mi es muchísimo.


porque en serio. me pone contenta. no se si a ustedes les pasó alguna vez, pero saber que hay alguien del otro lado entendiéndote, generando empatía o aunque sea pensando: che, voy a ver que le pasó a belén hoy, no es poca cosa. es mucha. y se me llenan los ojos de lágrimas (porque lo único que se hacer es llorar, es cierto, pero además porque estoy premenstrual, che, sigo siendo minita al final de todo).

escribir diariamente conlleva, además de un tiempito considerable, también una capacidad de narrativa que a veces no tengo, lo que genera que las entradas sean irregulares. pasa, vieron. una buena, dos malas, una regular, y así. y se que también es algo que cansa al lector; la cuestión diaria, digo. se que algunos preferirían que escriba menos, pero mejor. pero para mi el negocio es otro. en principio, el asombro. muchas veces pegan entradas que yo pensé que a nadie le interesarían, ponele. que si no fuese porque me obligo a subir algo todos los días no pasarían la censura y resulta que tiene mucha repercusión. también hay de las otras, que me llevan mucho tiempo y que pasan sin pena ni gloria. pero la cuestión diaria tiene que ver con otras cosas, además. tiene que ver básicamente con el ejercicio de  pensar que en mi cotidaneidad, pasan cosas dignas de ser contadas. si escribo todos los días es para que al menos algo, una cosita, un dialogo, aunque sea una boludez así de nada, trascienda. para recordarme que aún en el día mas aburrido y rutinario, estoy viviendo. y que por eso escribo.

ya dije antes y no quiero repetirme más de lo necesario (aunque me ENCANTA repetirme, no puedo evitarlo) que el blog es la única cosa (hoy no se me ocurre nada mas) que es mía sola. mía  enteramente. que hice yo, que implica esfuerzo, pero solo mio. nada mas, afuera, en mi vida, en mi mundo, es solo merito mio. esto si. por eso le tengo tanto orgullo, viste. es como cuando de chico te das cuenta de que podes atarte los cordones solo, de que sos capaz. el blog a mi me da la pauta de que soy capaz de hacer algo sola, de mantenerlo sola, de hacerlo vivir y caminar sin joder a nadie más.

y me gusta ademas porque me permite comunicarme con gente muy querida, amigos, familiares, que me leen. y con gente que ya pasó a ser parte de esto, y que me encantaría conocer. amo tener a lectores identificados, y pensar en ellos cada vez que escribo algo. saber que esta entrada le va a gustar mas a eliza, o que en esta bob no va a comentar porque le da vergüenza; que el comandante va a venir a quejarse de mi anti feminismo junto con el intento de conciliación de paloma que se va a sentir identificada con la bardeada a las troskas lesbianas, o que maría me va a dejar dicho que otra vez estamos en sintonía, o que se que voy a tener comentarios de juli cuando comente sobre algo que hicieron mis alumnitos, o que vicky, ludmi o agus me van a venir a bancar cuando patalee en contra de los hombres, o que mery va a sentirse hermanada en esta virgnidad (de virginianas, no de vírgenes impolutas) que nos castiga diariamente, o que las hermanitas lopez van a comentar la última entrada entre si y que no solo eso sino que se la van a hacer a leer a betty (siempre que no tenga sexo porque a lu la incomoda). se que brian me sigue leyendo aunque no comente, y cada tanto me pregunto que será de la vida de tomás (¿te mudaste al final?) y de carlos, me divierte pensar que nico encontrará algun atisbo para bardearme a partir de lo que lea y que andrés me felicitará por haberle encontrado una gran vuelta de tuerca a alguno de nuestros diálogos cotidianos. que gri y bar debatirán en una entrada si estuve bien o estuve mal y comentarán largo y tendido, una aconsejándome y la otra cagándome a pedos o que sergi sigue pensando que ventilo demasiado mi privacidad y eso atenta contra mi vida académico sexual. se que en cualquier momento el chino volverá a insistir que la del blog no soy yo, que no, que es puro personaje; que federico low solo pondrá me gustas silenciosos y que gleyzer me bardeará un poco, pero con estilo, actividad a la que diego sebastián playmovil se suma cada tanto. también se que alejandro encontrará la manera de contestarme en serio a algo que diga en joda, y que de una forma u otra roberto podrá asociar cualquier entrada con alguna película. se que si escribo algo nostálgico será bien recibido por alejo y por mi amigo el comunista y que si es acerca de sexo mi hermana me pondrá en el chat ojalá que no la lea papaaaaaaaaa. estoy segurísima que ante una posible historia con desenlace medio romanticón va a aparecer cristina y nunca falta alguna leyente (no se si existe la palabra, pero debería) silenciosa que me pide consejos amorosos (A MI, CHICAS, ¿SE VOLVIERON LOCAS?) como no falta tampoco el caballero que me invita a salir aun siendo yo para ellos meramente un dibujito naranja (miren si peso ciento cuenta kilos chicos, como se arriesgan ¿eh?). no quiero olvidarme de mi amigo casi adolescente cerebrito con quién nos histeriqueamos abiertamente de blog a blog, la querida pelu que aparece cada tanto y siempre la pega con sus comentarios, las hermanitas rosarinas (una peluquera, otra historiadora mexicana) con las que cada tanto charlo o mi amiga de tantos años que se queja porque según ella no aparece lo suficiente; junto con los ansiosos de siempre, claro, que me escriben por el chat preguntandome COMO SIGUEEEE, ¿GARCHARON AL FINAL O NO??? y con los que me siento tan identificada al compartir ansiedades. al final, es como si nos conociesemos un poquito, ¿no?. yo los quiero porque no son como mi amiga p.-, (que encima junto con inés es casi papel secundario en este blog) que me habla por chat y me dice: entre al blog pero era muuuy largoooo, resumime que contaste belén, me da paja. ¿hoy salgo yo? ¿qué digo?.


porque a mi, si tengo que decirles la verdad, que a ustedes les guste lo que escribo, aunque sean pavadas inconexas martilladas en una madrugada de un dolor de cabeza insoportable, me llena de calorcito el alma, me pincha la soledad porteña y me hacen un poquito menos yo y más feliz.

por eso, che...
gracias por leer. les debo una.

una historia boluda

hoy les traigo una historia sin historia.
algo que me pasó pero en donde en realidad no pasó nada, visté.
un deseo, más bien. de ser más distinta, menos yo, mas otra.

pero al final del día ya saben: solo yo.

todo esto empieza después de mi cumpleaños del año pasado. el año pasado se me ocurrió que teníamos que cantar para mi cumpleaños. hay dos cosas en la vida que me envuelven en felicidad absoluta, total, general, única: bailar y cantar. pero no bailar un poquito ni cantar bajito, no. bailar fuertecito hasta transpirar y cantar enorme, con toda mi boca y mis pulmones y, como si esto no fuese poco, actuar mientras hago ambas cosas.

bailar y cantar son los dos únicos momentos en donde no pienso en nada más que en eso, que en BAILAR MAS FUERTE Y CANTAR MÁS ALTO.

el año pasado decidí que en mi cumpleaños, día que odio, iba a cantar. teníamos que cantar. TODOS. (ah, si, tienen que ser todos, sino no vale). asique rompí las pelotas lo suficiente como pá que dos amigos me trajeran dos parlantes (ah, si, había que hacerlo a lo grande, sino no hago nada, yo soy asi) y compre dos micrófonos berretas por mercado libre. todos se rieron de mi. me miraron con cara de: ¿estás segura? diciéndome con los ojos pero sin expresarlo, viste que odio cuando hacen eso, queriendome hacer entender que, nadie va a cantar, miaaamor (miaaaamor, asi, como le dicen a los bebes que no pueden procesar un pensamiento neuronal complejo, viste).

pero yo persistí  el día llegó. y TODOS cantaron. TODOS. se peleaban por el micrófono. TODOS.

desde ese día me agarro la obsesión, viste. yo TENIA que comprarme un parlantito pa poderle conectar dos micrófonos y poder cantar SIEMPRE, A TODAS HORAS, EN TODO MOMENTO, CUANDO SEA DONDE SEA PARA SIEMPRE JAMÁS.

los precios me desalentaron. soy una patagónica que trabaja pocas horas y encima medio judía, vengo de hogar progre radical donde me enseñaron que no hay que gastar en pelotudeces. solo en cosas básicas. no, belén. no debés. debés ahorrar tu dinero y usarlo racionalmente, tenés que acumular, como buena burguesita que sos, para que después los forros de tus hijos lo disfruten cuando estés muerta y sepultada.

pero me contuve. soy una persona de conducta estricta. me la banqué. me la banqué todo septiembre, octubre, diciembre, enero. la belén de los huevos de oro deberían llamarme. hasta que febrero me recibió con una buena noticia, que además de laburo significaba que entraría mas plata que la habitual. y yo exploté, viste. yo dije: esto es el destino, es dios hablandome, TENGO que comprarme el equipito, es NECESARIO, la felicidad no tiene precio, para todo lo demas ustedes ya saben.

cuestión que compré un equipito. por mercado libre, obvio, como compro todo.
quién vendía el equipito que yo quería (parecía el mejor en relación precio y calidad) estaba ubicado geográficamente en san isidro. para mi decirme san isidro es lo mismo que decirme ho chi minh (para mis amigas vietnamitas) viste, ni idea. me sonaba a lejos y me sonaba a cheto, nada más. le pregunté cuanto me cobraba enviarlo y me dijo 150 pé. como yo soy provinciana pero además de judía no soy boluda, decidí que ni en pedo pagaba eso, que iba a ir a buscarlo yo.
si, se imaginarán. ni idea a dónde tenía que ir. asique empecé a romperle las pelotas al vendedor. hola si que tal quería saber la dirección y además que me digas como llegar porque cientocincuenta pesos me parece excesivo lo voy a buscar yo pero necesito que me indiques donde bajarme porque yo no soy de acá yo no se ubicarme demasiado viste porque no se disculpa la gomosidad pero bueno.

el pobre santo logró explicarme que tenía que tomarme el 71 en once y bajarme en paraná y lamadrid. me dijo que me lleve para leer, que era mucho viaje. dije que si, me hice la graciosa por teléfono, y me embarqué.

salí de inés a las 5 y el flaco me dijo que estaban hasta las 8, asique me pareció que estaba mas que bien, todo controladísimo. me fui hasta once, me subí al 71, todo perfecto todo genial. me sentía ubicadísima en el mapa, en el planeta tierra. me había anotado todas las indicaciones en un pedacito de hoja mínimo, y me sentía segura. me puse los auriculares y empecé a leer. leí, leí, leí, leí, leí, leí. pasaron media hora, una hora, una hora y media, y no llegaba. el mp3 se me quedó sin batería a un capítulo de terminar de leer el libro. si, yo soy de esa clase de gente que gasta todos sus recursos de primera viste, no podía leer primero y escuchar música después, no, tenia que hacer todo junto y a la hora y media quedarme sin nada. muerta de calor, casi deshidratada y con hambre (no comía desde el mediodía)  empecé a sentirme flojita, viste. supuse que ya estábamos cerca, pero no che, tardé media hora más hasta llegar al lugar.

un poco mareada, transpirada, con todo el pelo atado porque no me bancaba nada que aumentase más mi temperatura corporal, me bajé. miré el reloj preocupada, eran ya las 7.30. me había dicho que solo eran 7 cuadras, pero las 7 se transformaron en 15. llegue 19.45 y el lugar estaba CERRADO. me senté en la vereda y adivinen que...

                                 si. me puse a llorar.


continuará...

lunes, 18 de febrero de 2013

aprendí mi lección, lo juro

nunca fui bruta, ni torpe, ni nada.
no soy de romper cosas, ni de caerme, ni de lastimarme.
supongo que en parte es mi tendencia a la diminutez, ¿no?. la gente larga suele tener complicaciones con su cuerpo. yo, que soy una enana cortita, no tendría por qué tener problemas con mis extremidades, estoy demasiado cerca del piso.
sin embargo, de un tiempo a esta parte me la paso mandándome cagadas, no me reconozco.
y estos últimos tres días fue incluso PEOR, tuve una seguidilla espeluznante.
¿me estaré volviendo de ESE tipo de gente que rompe y tira todo? ¿me estoy transformando en esa clase de personas odiosas que vienen a tu casa y SIEMPRE rompen algo? grupo humano que, como no podía ser de otra manera teniendo en cuenta mi poca tendencia a la tolerancia, me pone de un humor horrendo. ¿será este un castigo divino? ¿por qué a mi? ¿qué me está pasando? ¿dios existe? ¿es uno, dos, tres en uno?

antes de ayer quise agarrar el cepillo de dientes y le pegue al tacho cerámico que lo contenía. no se como sucedió, pero se quebró ENCIMA de mi dedo, generandome una hemorragia espantosa que te juro que pensé que ME MORÍA AHORA SI ME MUERO MUERTA DE ENSERIO Y ENCIMA SOLA SOLISIMA Y NADIE SE VA A ENTERAR NUNCA Y MI CADÁVER VA A QUEDAR PUTREFACTO DURANTE DÍAS HASTA QUE A ALGUIEN SE LE OCURRA PREGUNTARSE QUE ES DE MI VIDA.
increíblemente, sobreviví, no se preocupen. esa noche cagada de calor me olvidé prendido el aire acondicionado. como mi vecino es un hincha pelota (imaginate a la persona más hinchapelota del mundo; ¿la tenés?, bueno, sumale diez y ahí tenes al pelotudo este) no me dejó bajar una manguerita del aire acondicionado a la rejilla de su patio, por lo cual tengo una instalación un tanto precaria en donde cuelga de mi ventana un bidón de 5 litros. en esta ciudad de mierda con este clima de mierda en dos horas con el aire prendido el bidoncito de mierda se llena llenísimo y empieza a rebalsar. el bidón rebalsa DOS GOTAS LES JURO y el hijo de puta del frígido (mi vecino) me viene a tocar el timbre (ya opté por no atenderlo, directamente. hace lo mismo cuando estoy con amigos, escucho música o... cojo - si, en serio, me viene a tocar el timbre cuando cojo, y les juro que yo no soy una loquita que grite demasiado, no se que onda). pero el tema es que no solo rebalsa el bidoncito viste, sino que se llena la manguera y me empieza a caer agua adentro de la casa. ARRIBA DE LA COMPUTADORA. ayer a la noche me lo olvidé TODA LA NOCHE prendido. hoy cuando fui al baño me bajé de la cama y me sentía fresca como una lechuga. atontada, pensé con satisfacción que finalmente había refrescado en esta ciudad de mierda, por fin. pero ni bien mi dedo gordo tocó el piso y chapoteó en un rió de agua se me aclaró el panorama. el aire acondicionado estuvo goteando toda la noche de tal forma que me inundó toda la casa (hola, tengo piso flotante). goteando encima de mi computadora, para peor. entré en una crisis de histeria, lo apagué y me puse a llorar (ah, si, la táctica infalible de belén para las situaciones criticas). entre espasmos semi histéricos desenchufé todo (descalza, si) despidiéndome mentalmente para siempre de mi amada computadora (drama queen, si) y de TODOS MIS TRABAJOS TODAS MIS FOTOS TODA MI VIDA ESTABA EN ESA COMPUTADORA ADIÓS ADIÓS PARA SIEMPRE. tragándome las lágrimas empecé a sacar agua a las 6 am. llené un balde. me fui a la cocina a buscar no se que y cuando volví ME TRAGUÉ EL BALDE Y TIRÉ TODO EL AGUA QUE HABÍA JUNTADO EN EL PISO OTRA VEZ. acto seguido me senté en una silla y EMPECÉ A LLORAR OTRA VEZ Y A PENSAR QUE LA PUTA QUE ME PARIO SOY UNA INFRADOTADA MENTAL Y MI VIDA ES UNA MIERDA ME QUIERO MORIR MORIDA PARA SIEMPRE PORQUE A MI PORQUE. cuando me cansé de llorar me levanté y volví a sacar el agua.
a la tardecita estaba tomando mate mientras leía y me servía sin mirar, con tan buena suerte que le erré y me tiré un chorro de agua hirviendo (porque yo tomo el mate bien caliente, viste, como deben tomar el mate los machos) y me quemé MAL toda la pierna. lloré un rato hasta que se me pasó un toque mientras miraba mi pierna cruzada de una linea colorada y pensaba que a lo mejor me quedaba la cicatriz para siempre jamás.
a la mañana siguiente rompí dos vasos a la vez (si, increíble  se me cayó uno encima del otro y se quebraron en mi pedacitos). como estaba descalza me clavé un cacho de vidrio asique si no era suficiente con haberme rebanado un dedo, quemado una pierna y hecho cagar el piso de casa y mi computadora, también me clavé un vidrio en el dedo gordo del pie. hoy mientras me bañaba sonó el teléfono y pensando que podía ser mi tía y como tenía muchas ganas de hablar con ella salí corriendo de la bañadera mojada, me resbalé y en un intento desesperado por no morir, me agarré de lo primero que pude manotear que fue la cortina del baño. el peso (mio, obvio, peso pluma, si soy re flaca, giles) hizo que la cortina se rompiese y con ella se me cayese encima el barral. además de mojar y romper todo me hice un moretón enorme en la zona de la cadera. me puse a llorar desconsolada y consideré incluso suicidarme de una vez y acabar con esto.

un poco más tranquila estaba acá sentada, escribiendo para ustedes, y me hice mate. cebé el primero, tomé el primer sorbo y ME QUEME HORRIBLEMENTE LA GARGANTA LA LARINGE LA FARINGE Y LA PUTA QUE ME PARIÒ PORQUE ME OLVIDÉ DE PONERLE YERBA AL MATE ASIQUE ASPIRÉ AGUA HIRVIENDO SOLAMENTE. gajes del oficio de macho, viste.


en serio, esto no es vida.
ya aprendí mi lección, señor jesucristo.
prometo nunca más enojarme con los brutos que me rodean.
prometo ser buena.


no es digno ni humano seguir viviendo así.
no puedo más. por favor, matenme.

domingo, 17 de febrero de 2013

a mi me enamora...

el hombre que no se da cuenta.

es que te juro que si hay algo que me la baja, es el tipo detallista, ¿viste?.
el tipico pelotudo que te ve todos los defectos que te ves vos y, no contento con eso, además te los señala.
for example:
- te re traspira la cara, ¿viste?. estás toda grasosa (y tiene la deferencia de pasarte SU mano en gesto que intenta ser tierno sobre la frente, mientras vos solo pensas que querés que se muera insolado por pelotudo).
for example two:
- esa cicatriz que tenés ahí, ¿la tenés hace mucho che? se re nota. (gracias darling, justo me estaba sintiendo sexy).
for example tri:
- es que tenés las piernas... como musculosas, viste. (el mundo se divide entre las minas con lindas piernas y las que no. gracias por recordarme mi deficiencia, genio).
for example for:
- tenés el pelo como sucio, ¿no? (si, claro, porque me trajiste de camping al lugar mas berreta que encontraste y en el baño no hay agua, forrito. ¿vos te miraste al espejo hoy?)
for example faiv:
- a mi me gustas así, toda traspiradita igual (entendí, soy un asco. no te me acerques, gil, ahora mismo me voy a tirar a un pozo).


aguanten los tipos que no se dan cuenta de nada. esos son hombres verdaderos. los que no se dan cuenta que fuiste a la pelu y el forro del peluquero casi que te peló, que no notan que usaste el mismo vestido cinco veces, que nunca se enteraron de que te están creciendo los pelos en las piernas, que ni se les ocurre fijarse si estás traspirada y que jamás notarán que engordaste tres kilos.

uno de estos especímenes después de que volví con cuatro kilos más de madryn me dijo, visiblemente asombrado:
¿que aumentaste 4 kilos? naaaa, ¿donde? yo te veo igual.

les juro que no se si lo que sentí en ese momento fue amor o algo mucho mejor.

sábado, 16 de febrero de 2013

acordate de respirar

inés.- quiero que me digas que es lo que te angustia.
belén.- no se.
inés.- por qué lloras.
belén.- no se.
inés.- belén, tenés que identificar que te jode tanto de tu papá.
belén.- es que no se.
inés.- que te angustia.
belén.- no se inés.
inés.- que te lastima. que te molesta. que es. de dónde viene la angustia, por qué.
belén.- no se, basta.
inés.- que es belén.
belén.- ...
inés.- por qué lloras.
belén.- soy igual a él inés.
inés.- ¿a quién?
belén.- a mi papá.
inés.- ¿ah si?
belén.- y me da terror.
inés.- ¿qué te da terror?
belén.- ser el.
inés.- ...
belén.- soy igual.
inés.- no sos igual.
belén.- porque trato con todas mis fuerzas, pero me sale. hay situaciones en que me espanto porque reacciono igual. no se que voy a hacer, voy a terminar como él.
inés.- no llores belén.
belén.- me desespera. soy todo lo que nunca quise ser.
inés.- ¿en que te ves parecida?
belén.- en todo. en mi forma de relacionarme con el mundo. en mi pesimismo, en que veo todo mal, en la queja constante, en el enojo, en pensar que todos me subestiman, en sentirme tan mediocre y tan enojada por ello, en que detesto estar sola...
inés.- esperá, belén.
belén.- en que me enojo por todo, me ofendo, me siento tan poca cosa yo que le adjudico a los demás que piensen que soy así, en no poder ver lo bueno, nunca.
inés.- esperá. vos no detestás estar sola.
belén.- si. me duele.
inés.- belén, tu papá no puede estar solo, nunca pudo. vos hace años que estás sola por elección. cuantas cosas caminaste y te bancaste solita.
belén.- no estoy sola por elección.
inés.- te aseguro que si.
belén.- no inés.
inés.- es tan claro desde afuera.
belén.- no quiero ser como mi papá.
inés.- no sos como tu papá.
belén.- ahora lo veo claro de pronto. soy mi viejo, por eso me mata verlo, por eso me enoja tanto, me angustia verme reflejada en todo eso que detesto...
inés.- calmate belén. no sos tu papá. por muchas cuestiones, pero te puedo dar dos diferencias fundamentales.
belén.- ...
inés.- la primera es que tuviste a otra madre. la segunda, belén, es que estás acá, haciendote cargo de lo que no querés ser de lo que sos. hay gente que pasa una vida sin verse, pensando que el problema son los otros. vos siempre tuviste claro que la raíz de tus problemas sos vos, y eso es algo que se ve poco, belén. no llores, porque hace falta mucho valor para darse cuenta de que somos causa de lo que no nos gusta.
belén.- ...
inés.- no sos tu papá, belén, porque hoy vos y yo estamos acá, hablando. ¿entendés?
belén.- ...
inés.- ¿belén?
belén.- no... puedo decir nada... no... siento que...
inés.- que.

me incorporé del diván y me senté. no podía respirar.

inés.- ...
belén.- siento que...
inés.- que.
belén.- que no... que no tengo... que no... no puedo...
inés.- ...
belén.- nunca lloré... así...
inés.-  ¿nunca?
belén.- la... una ... la única... fue una.. semana después de... mama...

me mordía los labios pero no podía parar. respiraba por la boca, sentía que no tenía aire, no podía hablar bien ni articular palabras, no podía pensar correctamente.

belén.- cerré la puerta... de casa venia de... de sacar todas sus... la ropa... y... cerré la puerta y estaba todo pelado... adentro... estaba yo y... no dejé nada de ella... saqué todo y... cerré la puerta y.... me apoyé contra la puerta y me... vi que... no había... nada... tenía 20 años y... había sacado... todo... nada... no quedaba nada... y no podía pensar... no podía no me acordaba como... como se respiraba de verdad... me dolía tanto que... abría la boca intentando que entrase el aire porque... sentía... sentía que no estaba respirando que no... no me acordaba como era... tenía que respirar para... vivir y... no quedaba nada.... y no sabía como era... entonces abría la boca.... porque me había olvidado como ...
inés.- sabés como.
belén.- apoyé... me apoyé en... en la puerta porque sentía que... me moría. me moría y no... no me importaba... respirar... y... terminé en el suelo... con la espalda... la puerta atrás mio y... me quedé ahí... en el suelo porque... era el lugar... no me iba a caer ahí... de ahí .. no podía caerme más de ahí.... y me quedé.... no se cuanto... toda... la noche... intentando recordar... como... como respirar. como se respiraba bien... no... no sabía respirar... de pronto...no se... no puedo...
inés.- si sabés.
belén.- fueron horas y... pensé...  que no podía... lo básico... no podía... nada quedaba... de mama y yo... no podía.... no me acordaba... no podía... me había olvidado... de todo... tuve... miedo de... no poder... si no me acordaba... como... como iba a... a levantarme... a caminar a... abrir la puerta... si no sabía... como era.... respirar... bien.... y decidí.... quedarme ahí... porque.... no me ... no me iba a.... caer de ahí y me quedé ahí... horas... hasta... que... cerré la boca... y ... de pronto respiré ... otra vez... estuve... horas...con la pared... el piso... sosteniéndome .. pensé que... que... no me iba a acordar... nunca mas... tuve tanto miedo... sentía que... me había olvidado....
inés.- de qué, belén.
belén.- de ... de... de todo. no... de todo... de todo lo que... me... me diferenciaba... de mi mamá... si... si no podía... si no sabía.... respirar... ni podía... hablar... o... caminar o... pensar... estaba... estaba...
inés.- que.
belén.- estaba.... no... no estaba viva... si no podía... si no me... acordaba como... respirar correctamente...
inés.- pero te acordaste.
belén.- me da... tengo.. mucha... me da...
inés.- que.
belén.- tengo... mucha... verguenza...
inés.- ¿de qué?
belén.- aprendí... todas... cosas... de nuevo...
inés.- ¿que te da verguenza?
belén.- sobrevivir ... para... esto...
inés.- respirá belén.
belén.- a veces... me imagino... que... que puedo... que puedo ser otra cosa... que puedo...
inés.- ¿qué es lo que te preocupa, belén?
belén.- papá... papá... nunca... nunca... nunca... fue feliz... no... va a ser, nunca...
inés.- ...
belén.- y yo... prefiero... morirme, inés... a ser... como el.
inés.- vas a ser feliz belén.
belén.- quiero... prefiero... morirme... de tanto vivir... que...
inés.- que.
belén.- que morirme... solo por... solo por... vivir.
inés.- nadie se va a morir.
belén.- tengo miedo, inés. de... de no acordarme. de como era ser feliz. y de nunca más... poder. y me da verguenza, porque mi mamá hizo todo... para que yo pueda. y siento... que tengo esa incapacidad... de disfrutar, de... desear, de querer.. de ser.. de estar bien. yo también... la tengo... y... por eso... por eso... estoy tan...estoy.. enojada...
inés.- ¿enojada?
belén.- si... enojada... estoy... enojada...
inés.- ¿con quién?
belén.- con... mi papá... por... esto...
inés.- está bien.
belén.- con... papá... pero... conmigo... también... estoy tan... tan enojada conmigo...
inés.- por eso te angustia tanto.
belén.- me angustia... no... me...
inés.- que.
belén.- me... la... la angustia... me angustia...
inés.- que.
belén.- que... nosotros dos... podamos... respirar... y que... ella... que sabía... que era... tan... feliz... con... todo... no...
inés.- ...
belén.- ¿nunca te paso?
inés.- que cosa.
belén.- olvidarte... no... no saber... como se hacía...como se respiraba...
inés.- no.
belén.- primero... te... desespera... y... no podés... el miedo... de no... poder manejarlo... no te deja... pensar... y después .. de pronto... te deja... te deja de... importar, digamos...y eso hace que te... relajás, aunque... aunque suene idiota... no se por qué, de pronto... y dejás de pensar... y te olvidás... de que no podés... porque... te cansas de preocuparte de que no... de que no podés... y pensás ya fue...
inés.- ...
belén.- y de pronto estás... en ese momento... respirando de nuevo. y te das cuenta...
inés.- ¿de qué?
belén.- de que lo... lo sabías. todo el tiempo. sabías... como era respirar... estaba ahí...
inés.- ...
belén.- lo terrible es... la facilidad con que... la gente... como yo... como, mi... mi papá... nos... nos volvemos a olvidar.
inés.- ...
belén.- estoy... tan... tan enojada... y triste... y... desilusionada... enojada...
inés.- charlemoslo un poco más belén.
belén.- no... no puedo... por ... primera vez... no se... no puedo hablar... bien... quiero... quiero entrar... a casa y... apoyarme...
inés.- ...
belén.- quiero... no caerme... quiero apoyar... mi espalda y... necesito que todo mi... cuerpo... esté apoyado en algo... no puedo así...
inés.- que querés belén.
belén.- quiero irme... a casa. por favor.

viernes, 15 de febrero de 2013

tengo que dejar de contestar mails asi

desde hace un mes todos los alumnitos que me quedaron para recuperar en febrero me mandan los consabidos mails rompiendome las bolas y preguntando cosas que YA SABEN, que YA LES DIJE y que YA LES INDIQUÉ durante todo el año.
ayer, cansada y pensando que uno en particular me estaba tomando el pelo, le contesté como mi amiga a.- me enseño.

QUE TENIA QUE ESTUDIAR PROFE
ero profe n entiendo y estou en villa gesell no entendo que era la  parte que me habia llevado me expica otra vez fracias desde ya

matias

RE: QUE TENIA QUE ESTUDIAR PROFE
Querido Matías,
me alegra que la estés pasando bomba en Villa Gesell, nunca lo hubiese imaginado dado que este es el sexto mail que me mandás preguntandome exactamente lo mismo. ¿Qué le pasó a tu teclado? ¿Le faltan la mitad de las letras o ahora es cool escribir con la palma de las manos en vez de con los dedos?
Como se que sos un chico inteligente, te voy a dejar que pienses y te contestes por vos mismo lo que me acabás de preguntar; se que vas a poder resolverlo solito. ¿A vos que te parece que tenés que estudiar?. La respuestaes si, claro, eso mismo.

Cuidate del sol, ponete protector.
Cariños desde Buenos Aires, te espero en febrero con ansias

Belén.



me volví un ser horrible. horrible y cínico. ay por dios, soy un adulto, que espanto. quiero llorar.


me van a echar a la mierda, ¿no? ¿qué dicen?

jueves, 14 de febrero de 2013

¡¡¡matalo!!!

hoy usé a cristoforo. después lo limpié en el baño y lo dejé secándose en el lavamanos. me metí a bañar y pensé que tenía que acordarme de sacarlo de ahí cuando se secase porque venia un amigo a tomar unos mates. me reí de la cara que pondría si lo viese.
me sequé el pelo, pero cristóforo seguía mojado. pensé otra vez en que no tenía que olvidarme.
me vestí. escribí dos mails. puse música. recordé el pene de vuelta. "ahora lo saco" me tranquilicé.


y me olvidé.


a las seis, puntual, mi amigo tocó el timbre.
le abrí, nos abrazamos. hice unos mates, hablamos de todo. nos regocijamos de vernos.
me levanté para ir a arreglar el mate.
el se levantó también.
desde la cocina escuché un grito.
me acerqué al baño, pensando que le había pasado algo.
belén.- ¿estás bien???
- belén, ¡hay un pito en el baño!
belén.- ¿en serio??? ¡¡¡matalo!!!!

y largué la carcajada.
salió todo colorado. yo lo esperaba igual de colorada.
-  sos una hija de puta.
belén.- fue sin querer, te juro.
- nunca más voy a poder mirarte a los ojos, forra, me dijo, apuntándome con cristóforo.
belén.- me parece bien; mirame a las tetas, más de machote, mejor.

miércoles, 13 de febrero de 2013

hello, inés

para gonzalo, que está enamorado de inés

le mandé mail a inés avisandole que ya estaba en bsas.
me contestó al toque: ¿querés venir mañana a las 16 hs?
para mi esta mujer me extraña, sino no se explica (o me quiere esquilmar, también puede ser).

me recibió sonriente en la puerta.
inés.- volviste rápido esta vez.
belén.- sep.
inés.- ¿por?
belén.- estaba feo. complicado el clima. feos días.
inés.- pero no volviste porque estaba feo el clima, ¿o si?
belén.- cazame una metáfora inés.
inés.- acostate.
belén.- ...
inés.- ...
belén.- ...
inés.- ...
belén.- en fin, no se. no fue un buen enero.
inés.- ¿que pasó?
belén.- nada, todo mal con mi viejo. no le hablé la mitad de enero. la segunda mitad si, supuestamente hablamos, mas de lo mismo, nada, me agota. me agota el tema. me agota el.
inés.- ajam. ¿qué hablaron?
belén.- nada, lo mismo de siempre, que el me angustia. el dice que es así  que no puede hacer nada, bla bla, lo mismo de siempre.
inés.- y si, tiene razón. el no puede desactivar tu angustia. a vos te angustia que el sea como es, la que tenes que arreglar algo ahí sos vos.
belén.- si. que se yo. no se. soy yo acomodándome a él como siempre.
inés.- bueno, vivís acomodándote a los otros, es tu estilo.
belén.- ¿eh?
inés.- claro. es muy vos, acoplarte a lo que quieren los demás. al deseo de los demás. ¿no vivís diciendo que todo el mundo dispone y vos acatás, siempre estas disponible? tus amigos, tu viejo, tu hermana...
belén.- y... trato de acomodarme a lo que la gente quiere.
inés.- claro. ¿y lo que vos querés qué?
belén.- ehhhh.
inés.- te pasa lo mismo con los tipos, fijate. nunca te acercaste a los tipos porque te gustaran a vos.
belén.- ¿cómo?
inés.- claro. nunca visualizás a nadie vos. nunca te enamorás de alguien vos. siempre elegís de los que te visualizan a vos.
belén.- no entiendo...
inés.- elegís dentro de los tipos que te eligieron primero a vos. nunca mirás ni elegís vos del conjunto total, ¿entendés?. nunca mirás a nadie vos primera ni iniciás el proceso de seducción.
belén.- ¿qué tiene de malo?
inés.- nada. me parece que es una característica tuya en general en la vida. y que se nota en todos los aspectos.
belén.- ¿cual?
inés.- la falta de deseo.
belén.- ¿estamos hablando de sexo?
inés.- nunca elegís vos. siempre esperás que te elijan belén. te pasa con tus amigos también, con tu familia. te escucho quejarte de que no te toman en cuenta, de que no te quieren, bla bla bla, pero en realidad el problema real es que vos no querés nada nunca.
belén.- no tengo la culpa si los tipos no me quieren.
inés.- ¿qué tipo no te quiso?
belén.- el hombre nuevo, ponele.
inés.- no seas ridícula  ni siquiera se enteró de que querías que te quisiese. y además, otra vez, la misma metodología. el se acercó, insistió, insistió, aceptaste. en cuanto viste decaer el interés de su parte ahí recién de pronto mágicamente te gustó, que raro, y en vez de hacer algo ¿qué hiciste?, pum, cortaste en seco. y a la semana te olvidaste. tus quereres duran como máximo dos semanas, es obvio que eso es capricho.
belén.- ¿pum?
inés.- no tenés pareja porque no te gusta nadie. porque no tenés deseo.
belén.- ¿por qué no me gusta nadie?
inés.- ah, bueno, ves. esa pregunta me parece mas pertinente que ¿por qué los tipos no me quieren?
belén.- no se.
inés.- siempre estás afuera. estás mas preocupada pensando si el otro te quiere, o si al otro le gustas, o si al otro le pareces linda, copada, sexy, lo que sea, siempre está el deseo del otro primero. pasa lo mismo con tus amigos, con tu padre, que quiere el otro. prestás tanta atención a eso que no podés identificar que querés vos. es terrible eso. estás tan atenta al afuera que...
belén.- qué.
inés.- que no tenés la menor idea de que te está pasando a vos. qué sentis vos. qué necesitás vos. vivís del deseo de los otros.
belén.- sueno a los dementores de harry potter.
inés.- algo así, pero menos sombrío... y que solo te hace mal a vos. pensalo.
belén.- bueno, lo voy a pensar ya que es lo que vos querés...
inés.- que tonta que sos.
belén.- me extrañaste. yo se.

martes, 12 de febrero de 2013

a modo de epílogo o ¿solidaridad de género? ¿qué es eso?

a.- ¿que onda tu marinero loco?
belén.- que se yo. nada. allá.
a.- ¿no apareció más?
belén.- se. anoche. me mandó un msj de la nada: ¿como va la vida de mi morocha? ¿llegaste bien?
a.- awwww
belén.- no te burles tarado, me muero de amor.
a.- que más.
belén.- nada, le contesté. y me puso: no aguanto a volver a verte. a vos y a tus tetas.
a.- JAJAJAJAJAJA
belén.- hombres.
a.- a ver, pasame foto.
belén.- ahi va.
a.- ahhh, bien eh. se parece al actor de 300.
belén.- ¿por lo gay decís?
a.- nooo. porque esta muy bien. mirá.
belén.- si, tiene un aire, posta. y no sabes lo que es en bolas.
a.- sufi.
belén.- y bueno, me das cuerda y me emociono.
a.- lástima que se le caiga el pito.
belén.- y bue.
a.- nadie es perfecto, como la canción
belén.- jajaja. un lector del blog me dijo que este tema es muy esa noche:

a.- buen tema.
belén.- si
a.- y nos quedamos mirándonos
casi como penetrándonos
(...)
mas yo sin hacer nada
JAJAJAJAJA
belén.- me encanta como los tipos se ríen y disfrutan cuando a otro no se le para el pito. de solidaridad ni hablar, ¿no?
a.- olvidate, lo nuestro es una feroz competencia. el capitalismo encuentra su máxima expresión en el género masculino. esto es la supervivencia del pito mas apto: el que se cae, pierde. y los demás como hienas carroñeras nos reímos exageradamente, regocijándonos de la desgracia del que pudo haber cojido, pero no.

lunes, 11 de febrero de 2013

LA noche con poseidón 6 o el final, finalmente

primera parte
segunda
tercera
cuarta
quinta

bueno, me voy a dedicar a besarte, al menos eso me sale.
no.
dale.
no. salí.
no me des la espalda que sos linda de atrás también. es lo mismo.
dejá de chamuyar.
me dio vuelta y me miró serio. me agarró fuerte de los dos brazos y me llamó por mi nombre, como retándome.
belén. ya se que no me crees, pero no te miento. cortala con eso. sos linda.
basta.
linda linda.
cortala gil.
que linda belén, que linda.

nos miramos un rato, como midiéndonos. me acerqué despacio y le mordisquié el labio. me le puse encima y lo besé. reaccionó enseguida.
ves que le gustás.
le sonreí. me miraba con los ojos entrecerrados, cansado. no había dormido nada la noche anterior ya que había estado de guardia.
mirame, dale, le dije, abriendole los ojos con mis dedos.
eso intento. no quiero perderme nada, mirá como te miro toda.
tonto. no cierres.
nunca.
nunca jamás.
te voy a mirar para siempre. mirá como te miro.
nabo. que lindo que sos.
vos sos la linda acá.
soltame.
no.
dale.
no, y me agarró más fuerte los brazos.
me empecé a mover, lento, bien lento. cerró los ojos, siguiendo el movimiento.
ponetelo.
no.
si, ponetelo.
no voy a poder.
dale. ponetelo. soltame.
no. ahora no te suelto más.
salí tonto. 
hice fuerza y logré liberar mis manos. me corrí y me senté en el piso.
no te miro, dale. ponete.
me tapé los ojos. lo escuchaba moverse. se acercó por atrás y puso sus manos encima de las mías. me agarró de la cola y me sentó encima de él.

quiero que me cojas, le susurré.
yo quiero cojerte.
despacito que me duele. así, despacito.
ahi estoy.
ahí estás.
me abrazó fuerte. nos recostamos ambos. cerré los ojos y dejé que me moviese a su antojo. lo sentía adentro, finalmente. me dirigía las caderas de forma firme, sin permitirme separarme casi nada de su pelvis. de pronto me presionó hacia abajo y con su mano derecha me agarro del cuello haciendo presión. ese fue el instante en que sentí una explosión de calidez dentro. mientras yo intentaba controlar la respiración me apretó contra él, sonriendo.
nos dimos vuelta, el adentro todavía. me dolía, pero solo podía pensar en que no quería que se saliera de ahí. lo abracé con mis piernas. se metió más adentro. más.
acabó con un suspiro.
cuando recuperó el aire me miró.

yo te dije que eras especial.
le sonreí.
yo te dije que era persistente.
recorriendo mi panza con sus manos enormes, murmuró con una media sonrisa.
tenés final para tu historia.
entrelacé mi mano con la suya. en voz baja le contesté:
nadie me va a creer; van a pensar que me mando la parte.
acariciandome el pelo, sin mirarme, respondió:
yo te creo todo, morocha. 



se apaga el deseo
ya no me entreveo
y hablar eso
que se me iba
mejor.

domingo, 10 de febrero de 2013

LA noche de poseidón 5 o EL remate

primera parte de esta noche
segunda
tercera
cuarta


como te gusta eh...
dale. decime. ¿conmigo sola no se te paró?
no, me pasó con todas.
largué una carcajada. él me miró serio.
naaa, ¿es en serio?
si boba.
jajajajajaja, no, perdón. jajajajaa, listo listo, ya se me pasó.
soy un tarado, ya se.
jajajajajjajaa
deja de reirte tonta.
jajajajajajaja
basta.
¿me estás diciendo posta? por favor, esto es genial; jamás se me hubiese ocurrido este remate.
si, en serio. viene todo bárbaro, me pongo el forro y no puedo.
jajajajajajajaa
flor de pelotudo, ya se. merezco piedad.
sos lindo. pero esto que me contás es genial.
para vos. le podés contar a tus amigas: ponerla no la puse, pero me dí unos besoss... y cómo me reí eh. quedo como el pelotudo del año.
jajajajaja.
a mis compañeros yo les voy a contar que acabé como 20 veces, obvio. en tus tetas, en tu cara, que gritaste como nunca, que descubriste que eras multi orgásmica conmigo.
bueno, dale.
hace dos días que me preguntan por la morocha.
che, tu señora te engualichó para mi.
si, ¿no? no hay otra explicación.
¿y para qué lo seguís haciendo?
no se... las ganas quedan. digo que ya está, que no lo hago más, pero después apareces vos, tan linda la petisa, y te tengo que pedir el teléfono.
sabiendo que no se te para.
ehh, yo siempre pienso que mañana va a ser otro día. que esta vez si. que la otra vez fue por nervios, o porque salí de acá, o porque fue en tu casa, o porque la otra era una muertita... de ilusiones vive el hombre.
ahora me siento re poco especial. si aunque sea fuese la minita con la que no se te paró y quedaste como un gil. aunque sea me recordás por eso viste.
quedate tranquila morocha. sos muy recordable. la más especial.
tarado.
tratame bien, tengo sentimientos aunque no se me pare.
bueno.
dame un beso.
no.
dale.
no.
bueno. te voy a tener que violar entonces.
estás hablando figurativamente, ¿no?
no te hagas la canchera eh, que sin forro se me para.
jajaja.
que linda morocha que sos. más cuando te reís.
yo quería ser especial.
ya se.
vas a ver. soy persistente cuando quiero.
dejame que te de unos besitos ahí aunque sea.
no.
dale morocha, así no me siento tan gil.
no te sientas gil. esto es maravilloso.
¿no querés darle unos besitos a mi amigo? mirá como te espera listo y preparado el guacho, sin preservativos a la vista es un señor.
ni en pedo. 
ufa. a él le gustás. en serio, zoz ezpezial, mi morocha malhumorada. 
dejá de intentar que te la chupe.
bueno.

viernes, 8 de febrero de 2013

LA noche con poseidón 4 o todo quiere saber, todo

primera parte de esta noche
y la segunda
y la tercera

me abrazo fuerte, y me habló despacito de lo linda linda que era. yo le decía que era un chamuyero y el decía que nunca nunca nunca (nunca nunca nunca, decía) había hablado más en serio. logró que se me pasase el mal humor. me dejó que lo mordiese y todo, con tal de que volviese a quererlo.

encima me voy, me quejé.
encima te vas.
no importa. tengo una historia que contar.
lástima mi papel.
estuviste bastante bien igual. la pasé mil veces mejor que muchas veces que me la pusieron.
ay tonta, me decís eso para que me sienta mejor.
no digo cosas para que la gente se sienta mejor, no te preocupes. 
lo se.
tengo que contar esta historia. podés elegirte un nombre, y te hago cuento.
elegimelo vos.
¿seguro?
se. confio en tu criterio.
gracias.
los dos, acostados desnudos en el piso del barco, cerramos los ojos. de pronto tiró de mi brazo y me llamó. lo miré.
es que tengo novia.
me sorprendió la confesión. la agradecí. la sinceridad iba más con la imagen que me había hecho de él.
supuse.
¿se me nota mucho? ¿son los bigotes?
algo. debe ser que tenés cara de desgraciado.
tonta.
gracias por decirme, aunque medio tarde.
que guacha, cuando dijiste lo de los casados el día que te invité el viaje en barco. sos bruja eh. te diste cuenta de toque.
me pareció.
me estrujó contra él. las luces del puerto entraban por la ventana.
me di vuelta, y con la panza contra el piso, lo miré.
esa boquita que tenés, no me hagas trompita que me matás.
no. quiero preguntarte algo, ahora que puedo.
a ver.
cuán seguido la cagaste.
jajaa, mirá como te aprovechás de mi.
dale, contame. quiero saber.
¿para qué?
no se. me gusta saber cosas. tener información.
sos la más completita de todas con las que la cagué. ooootro tema.
no se que significa eso. ¿es que tengo una increíble personalidad?
además.
contame, dale. cuántas.
no, basta.
dale.
bueno. cuatro. sos la cuarta.
ahora me siento menos especial que la mierda.
no te sientas así. sos la única a la que vi dos veces.
esta es como la cuarta vez que nos vemos.
por eso.
jajajaja, chanta.
en serio. y la más completita de todas. con una personalidad única, una morocha pá el infarto.
tarado.
con unas tetas perfectas, un culo hermoso, una panza divina, y un sentido del humor...
pará de chamuyarme.
nunca te mentí che.
mmmm...
en serio. solo oculté información. además solo la cagué arriba del barco... bha, con vos fui con la única que salí de acá. me da la sensación de que si pasa acá arriba es distinto.
que boludeces que decís.
si, ¿no?
si fuese tu novia te la corto.
seguro.
contame de las otras tres.
no.
dale.
no.
mirá como te miro.
que tonta que sos, basta.
contame. quiero saber.
todo quiere saber ella. TODO.
si.
no, basta. dame un beso.
no me vas a volver a tocar hasta que me cuentes.
belen, dejate de joder.
no. quiero saber.
ufff. bueno, la primera era una mina que parecía una muertita. menos onda. de caleta creo que era. la segunda era una mendocina, estaba buena la mendocina.
ajá. ¿más buena que yo?
eran distintas.
hijo de puta.
jajaja.
¿la tercera?
era una veterana. cuarenta años tenía. no sabés lo bien que estaba. de acá, de madryn.
¿y conmigo sola fue que no se te paró?
gracias por recordarmelo.
para servirte, corazón.

jueves, 7 de febrero de 2013

retorné, los relojes se pusieron en hora y sobreviví

interrumpimos la programación para anunciar que ya estoy en buenos aires.
estoy sana y salva, chocó el micrito que nos llevaba del avión a las cintas esas donde estan los bolsos en aeroparque pero sobreviví. por suerte, porque hubiese sido ridículo morir de esa forma, muy poco heroico.
mirá si alguien tenía que venir al blog a avisarles que me había morido en un choque tragico de micritos en aeroparque. horrible. al menos inventenme un suicidio porque no puedo vivir sin el marinero casado, no se.


pero bueno, eso. solo avisarles que ya estoy.
y que ya puse en hora todos los relojes de casa.
el 2013 para mi empieza hoy.

preparense, que se viene lo mejor.

(aprovechenme optimista, que la primer trastabillada del 2013 me va a correr el dial enseguida a drama queen otra vez).







miércoles, 6 de febrero de 2013

LA noche de poseidón 3 o de mis problemas para manejar la frustración

esta noche empezó acá
siguió acá
y se lee con esto de fondo si o si.


ahora si, pueden seguir leyendo:

en eso estábamos cuando empezó a sonarle el celular. agitadísimo, mientras que con una de sus manos me sostenía el cuello, se apoyó sobre el antebrazo y con la otra buscó en el bolsillo el teléfono. me miró serio.
es el dueño del barco, dijo preocupado.
me incorporé, como si una burbuja explotase de pronto.
esperá, quedate tranquila. lo llamo a ver que pasa.
nos paramos y me dio miedo de que lo encontraran acá, conmigo. él, alto, me miraba mientras se llevaba el celular a la oreja. yo me fui haciendo chiquita, hasta quedar sentada en el suelo. me dio miedo. miedo de que haya pasado algo.
si, me llamaste, ¿pasó algo? ehhh, no, no... ¿yo te llamé? no... si, está todo bien. estaba acá pasando la aspiradora, se habrá llamado solo capo, disculpá. si, está todo en orden. cualquier cosa te llamo. saludos che
sonreí. sentí que me volvía el alma al cuerpo.
con la presión de tus piernitas llamamos al jefe. que joda eh, mirá si nos escuchaba. te voy a tener que enseñar a portate bien.
la música se repetía, constante. el rumor del mar, a lo lejos. sonidos de gaviotas, algún grito de los pescadores haciendo bromas en la lejanía.
los dos estabamos descalzos. sin mirarlo me saqué el pantalón y él se desabrochó el cinturón. el rumor del agua y el bamboleo del barco me generaban una soñolencia que mezclada con el inmenso placer físico que me envolvía me hizo pensar que eso debía ser la muerte, así debería sentirse, la inconciencia del no estar más, la tranquilidad de ya no ser.
me volví a acostar y me estiré en el piso, manteniendo las piernas dobladas.
sos hermosa, morocha, dijo con admiración, con ganas, con todo. por primera vez le creí.
se acercó y empezó a besarme despacio. arrancó por los labios, a los que mordisqueó, bajó por el cuello, llegó a mis tetas y rodeó el pezón; lo acariciaba lentamente con su lengua. despacio, apreté mi palma contra su cabeza y siguió bajando mientras yo levantaba mi espalda y mi cintura acompañándolo.  rodeó mi ombligo y bajó, siguió bajando. cerré mis piernas y me miró

avanzo y escribo
decido el camino

dejame que te bese toda, morocha.
no, le dije. quiero que me cojas.

me abrió las piernas y yo las cerré. las abrió otra vez, y las cerré. me empujó hacia abajo, y otra vez.
dejame que te chupe.
no. quiero que me cojas.

me dio vuelta y seguimos forcejeando. era más fuerte que yo, pero yo sabía de donde agarrarme para que no pudiese llegar.  finalmente logró abrirme las piernas. se acercó, y sentí su humedad palpitante intentando entrar.

no, ponete.
me agarró una mano contra el piso. volvió a intentar.
no. ponete.
no puedo.
ponete. no voy a darte una clase de educación sexual a estas alturas.
yo con vos tengo todas las clases de educación sexual que quieras morocha.
callate tarado, ponete.
un poquito, la puntita, así.
la puntita después resulta todo. si los conoceré a ustedes. ponete, después me hacés un marinerito y ¿qué hago? te lo mando para acá con una estampilla en el culo.
mandame todo.
ponete, dale.


ves. mirá lo que pasa.
jajajajaja.
no te rías, esto nos afecta a los hombres.
me ofende que tu amigo no me quiera.
si, si te quiere. no quiere el preservativo ¿no ves?. igual que nos pasó la otra vez belén, la puta madre.
que lástima.
mirá cuando le cuentes a tus amigas. estuve con un marinero rudo medio vejete que no se le para.
no te preocupes. esta es la mejor noche en mucho tiempo.
¿en serio me decís?
si.
lástima que mi amigo me abandone así, con semejante mina al lado.

así son las cosas,
amargas borrosas
son fotos veladas de un tiempo mejor.

me mordí los labios. me tragué las ganas, la frustración, el odio que me daba. intenté ser razonable, pero vieron que no se me da mucho.
no te preocupes. es nuestro secreto, le mentí.
¿no le vas a contar a nadie?
no.
jajajaja. dejá de chamuyarme, morocha. ya te tengo calada a vos.
¿ah si?, sonreí con esfuerzo.
no podés quedarte callada. y pese a eso solo me generás más y más ganas de contarte cosas.
¿te doy ganas de hablar? si que soy un embole, no podía evitar el reproche. intentaba, pero no.
es que ya estoy grande. es eso. me gusta hablar con vos.

se apaga el deseo
ya no me entreveo
y hablar es lo que se me va mejor

estás viejo entonces, más bien, contesté, frustrada y sin poder contenerme.
y con un pene que no responde, sonrió, buscando complicidad.
pobre mi marinero rudo, intenté darsela, aunque mi cara toda denotaba tormenta.
con las ganas de comerte que tengo, siguió remándola.
me semi incorporé, desnuda como estaba, intentando que no se note tanto el mal humor. en fin. me voy. 

se que se me viene el mareo
y es entonces cuando quiero salir a caminar

me miró serio de pronto. vos no te vas a ningún lado, dijo, y me atrajo hacia él tirando de mis piernas.

las ganas que quedan
se marchan con vos